Ante la próxima reforma de las instalaciones

Carta del párroco ante la reforma de las instalaciones de la parroquia

 

Fuenlabrada, a 26 de mayo de 2018

 

Querida amiga, querido amigo de la Parroquia de San Juan Bautista de Fuenlabrada:

Nuestra comunidad está a punto de terminar un curso lleno de actividades y encuentros. Estamos viviendo un momento importante de nuestro camino, puesto que tras algunos años de cambios la parroquia tiene ahora un equipo estable de sacerdotes con unas líneas pastorales establecidas en la comunión de trabajo y reflexión con los colaboradores más cercanos. Para muchas personas, especialmente familias vinculadas a la catequesis de primera comunión y confirmación, este tiempo ha marcado un nuevo acercamiento a la vida de la Iglesia: la experiencia de la “parroquia abierta” alrededor de la misa de 11.00h los domingos ha sido muy significativa y, junto con el crecimiento de los grupos juveniles, la reorganización de Cáritas parroquial y de los cursillos prematrimoniales (para mencionar algunos de los ámbitos donde más se ha trabajado este año), ha provocado nuevos desafíos y encuentros personales que van aportando aire nuevo a la vida de la comunidad. La próxima constitución del Consejo pastoral parroquial ayudará este camino de comunión y evangelización.

También va creciendo en muchos la conciencia de contribuir en la administración de la parroquia que, como conté en una carta llena de datos (aún disponible pinchando aquí), nos está ocupando mucho tiempo. Muy significativa ha sido la constitución, hace dos años, del Consejo parroquial de Economía que está llevando a cabo una labor gradual para mejorar la administración de los locales y los recursos económicos. Prueba de ello es la nueva implantación de un sistema de suscriptores que, inaugurado en mayo 2016, ha logrado establecer una red de más de 70 donantes fijos concienciando la comunidad y dándole una organización más madura. Todo esto pone de manifiesto que se están dando las circunstancias para llevar a cabo una reforma de las instalaciones, muy demandada por los feligreses.

 

LA REFORMA DE LAS INSTALACIONES PARROQUIALES

El centro parroquial (templo, despachos y viviendas) se construyó en 1992. Lamentablemente, debido a muchos factores, durante la construcción del centro parroquial se llevaron a cabo algunas decisiones desafortunadas. Esto explica porque tras tan sólo 25 años, la necesidad de acometer algunas mejoras es hoy día improrrogable. Además, tras la construcción, las circunstancias hicieron que nunca se llevara a cabo la consagración del templo. Pasados casi cuarenta años de la erección canónica de la parroquia (1 de mayo de 1980), parece lógico aprovechar la siguiente reforma para llevar a cabo este importante acto litúrgico y eclesial que daría forma definitiva a la comunidad parroquial.

El primer ámbito sobre el que actuar es sin duda la reforma del sistema de calefacción: hace años que la caldera no funciona correctamente, dada su antigüedad. Esto genera malestar y quejas continuas en los feligreses. Al empezar a estudiar el tema, ha quedado patente la necesidad de renovar toda la instalación e implantar un sistema de aire caliente/frio para la superficie del templo. De hecho, puesto que el templo no tiene ningún tipo de aislamiento, hace muchísimo calor en verano y frio en invierno. Vamos a cambiar el falso techo, aprovechando para aislarlo bien por dentro e instalar medidas antiincendios, así como replantear finalmente la iluminación. Así mismo se abrirán algunas ventanas y ampliaremos algunas de las existentes (las de la capilla) para aumentar la luz natural (hoy día casi inexistente), y separar la zona de la capilla de la del templo con un cristal, según estaba previsto en el proyecto original y nunca se hizo, marcando correctamente los espacios litúrgicos.

La digna celebración de la Eucaristía requiere además que se centre el altar de la capilla (ahora colocado de forma innatural) corrigiendo levemente el presbiterio, colocando en un sitio adecuado la pila bautismal. En la capilla se propone también aislar la pared que da al exterior y bajar el techo. Como en el templo, aprovecharemos para plantear de forma más lógica la iluminación y la calefacción.

No es de olvidar la necesidad, al llevar a cabo la reforma, de instaurar medidas antiincendios, puertas de evacuación, servicios para minusválidos y todo lo que establece la ley.

 


descarga aquí la ficha para suscribirse a la parroquia

PLANTEAMIENTO ECONÓMICO

Nuestra parroquia se sigue manteniendo de forma exclusiva con la ayuda de los feligreses que, a través de colectas, donativos y aportaciones voluntarias por la celebración de los diversos sacramentos o actividades, permiten que ésta siga desarrollando su preciosa labor. No recibe dinero de otras entidades (Estado, Vaticano, empresas). Muchas veces hemos explicado la necesidad de vivir una autentica corresponsabilidad, puesto que las instalaciones reflejan la vida cristiana que una comunidad lleva a cabo y su mantenimiento es responsabilidad de todos. Desde hace tiempo hemos visto que la forma más correcta es la de una suscripción periódica. Esto nos permite hacer frente a los gastos que genera la parroquia. Entre devolución del préstamo, seguros, mantenimiento, limpieza y demás gastos, salen más de 2500 euros al mes, pero los recursos propios siguen siendo insuficientes y seguimos dependiendo de un subsidio de la Diócesis para compensar el déficit en el balance, aunque la situación ha mejorado muchísimo en los últimos tres años. Pero no es suficiente.

Con algo de temor, pero confiando en que la Providencia nunca nos abandonará, vengo a renovar mi invitación a colaborar económicamente con esta parroquia. Ten en cuenta que las aportaciones se pueden deducir fiscalmente en la declaración de la renta: la ley dispone importantes ayudas a quien disponga donativos de forma recurrente a entidades benéficas, como nuestra parroquia. Además, para los primeros 150€ que donemos en total la desgravación se eleve hasta el 75% del importe entregado. Por eso proponemos suscribirse con 10 o 12€ al mes: porque de los 144€ que donemos anualmente, se nos devolverán hasta 108€ en la Declaración de la Renta. Si no quieres o no puedes suscribirte, sigue siendo posible ingresar donativos puntuales en la cuenta de la parroquia:   CAIXABANK: ES 71 2100 4112 3122 0006 0834

 

Somos conscientes de la importante inversión que supone una reforma de este tipo: los estudios estiman un gasto que supera los 200.000 euros. Teniendo en cuenta que la parroquia aún tiene abierta una importante deuda, la nueva inversión da vértigo. Aun así, junto a las personas responsables de la Diócesis estamos convencidos de que tras muchos años de espera y habiendo escuchado y concienciado a la comunidad ha llegado el momento de responder mejor a la misión que Dios encomienda a esta parroquia para el futuro: si no renovamos las instalaciones y nos adecuamos a la ley, no habrá futuro para esta comunidad. Este tema ha sido abordado en muchas conversaciones con el entonces obispo diocesano, que especialmente a lo largo de su reciente visita pastoral animó en este sentido tanto a los sacerdotes como a la comunidad y a los arquitectos que ya estaban desarrollando los estudios previos. Confiamos, pues, en la Providencia y en la madurez de la comunidad cristiana que aquí se reúne.

 

Quedo a tu disposición para cualquier aclaración o duda, asegurando mi oración. Todas las semanas ofrecemos santas Misas por los que nos ayudan con su tiempo, sus bienes y oraciones.

Un abrazo a nombre de todos los sacerdotes y colaboradores de la parroquia,

 

p. Tommaso Pedroli Viotto, párroco

 
 


descarga aquí la ficha para suscribirse a la parroquia

>> Lee la carta del párroco sobre la economía parroquial (adviento de 2017)